Cuidado Ayurvédico de la Piel en Verano

Toda piel normal es  brillante, suave, de color uniforme, firme y elástica. Sin embargo, debido al estilo de vida, al estrés, a los cambios hormonales, a la contaminación ambiental y a un incorrecto cuidado diario, la renovación de esta podría verse comprometida trayendo como consecuencia una piel marchita, apagada, opaca, seca o arrugada. Por lo tanto, a fin de mantener una piel tersa y radiante debe evitarse cualquier desequilibrio que afecte a cuerpo y mente, comenzando a prestar especial atención a la base de su nutrición interna (emociones y alimentos), así como a la rutina básica de 3 pasos: Limpiar, nutrir e hidratar.

1) Limpiar: Una limpieza correcta debe eliminar toda la suciedad, polvo, contaminantes, restos de maquillaje y células muertas sin ser demasiado agresiva para no perjudicar la humedad y los aceites naturales de la piel. El Ayurveda utiliza hierbas pulverizadas para limpiar y exfoliar diariamente.

Durante el verano puedes limpiar tu piel mezclando 1 cucharadita de harina de almendra + 1 cucharadita de cáscara de limón. Mezclas con agua de rosas hasta formar una pasta. Aplícala en la cara y el cuello haciendo un suave masaje circular de abajo hacia arriba durante 1 minuto (sin frotar). Deja actuar 1 minuto y enjuaga con agua tibia. Deja que tu piel se seque al aire libre.

2) Nutrir: Como he comentado en mi artículo Cuidado de la Piel en Ayurveda a través de los alimentos, la piel se alimenta desde adentro, sin embargo, también requiere de una nutrición externa con sustancias puras y naturales, para este fin, el Ayurveda utiliza aceites esenciales puros mezclados con agua o con algún aceite vegetal, que penetran en profundidad permitiendo mejorar la circulación sanguínea y la nutrición de las células, lo que fortalecerá el tejido conectivo, reduciendo las arrugas. Los aceites esenciales actúan justamente donde se les necesita, sin dejar residuos grasos que podrían taponar los poros generando infecciones.

Durante el verano puedes nutrir tu piel mezclando 20 gotas de aceite de almendra + 5 gotas de aceite de rosa + 5 gotas de aceite de sándalo + 5 gotas de aceite de lavanda. Esta mezcla debes colocarla sobre tu rostro y cuello húmedo, haciendo un suave masaje circular.

3) Hidratar: Si sientes que aparte de los aceites esenciales nutritivos, necesitas de una hidratación extra, puedes preparar 30 gramos de manteca de cacao al baño maría, le agregas 80 gr de aceite de coco o girasol. Retiras del fuego. Con un gotero, gota a gota, añades 60 gr agua de rosas, removiendo contantemente para hacer una emulsión. Dejas enfriar y añades 5 gotas de aceite de sándalo. Puedes usar esta mezcla incluso varias veces al día y es ideal para esas noches en las que hemos tenido un largo día de playa.

Para quienes tengan la piel muy grasa, el uso de aceites esenciales, podría parecerles contradictorio, sin embargo, estos aceites nos ayudan a reestablecer el equilibrio natural de nuestra piel, despertando su inteligencia innata para la belleza.

Es bueno recordar que lo más importante para lucir una piel joven y radiante es limpiar y nutrir nuestro interior, porque es en nuestro estado mental donde realmente comienzan todos los desequilibrios. Un estilo de vida en armonía con nuestro metabolismo y la naturaleza que nos rodea es la base esencial no sólo para el mantenimiento de nuestra salud, sino para el rejuvenecimiento.

“Buscad una piel de textura exquisita, suave y delicada, y un cutis puro y limpio.” Yoga Sutra

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s