Consejos prácticos para un verano ayurvédico

La unión de los cinco grandes  elementos de la naturaleza da origen a las tres fuerzas psicobiológicas que nos rigen: Los Doshas . El concepto ayurvédico de la salud física tiene como objetivo primordial ayudar a mantenerlos en equilibrio (intrínsecamente y en relación con el mundo exterior en el que se desenvuelve el individuo) para así prevenir la enfermedad.

“La salud es el resultado del balance de los doshas, por lo tanto los sabios tratan de mantenerlos en su estado de equilibrio” Caraka Samhita

Hay muchos factores que pueden afectar a los Doshas, entre ellos: nuestro estilo de vida, dieta, trabajo, ambiente donde nos desenvolvemos, la influencia de nuestra energía mental y los ciclos de la naturaleza (estaciones del año).

En el verano (Grishma), el sol está más cerca de la tierra y sus rayos inciden de forma perpendicular, lo que evapora la humedad aumentando la temperatura del medio ambiente. Esto produce que el cuerpo físico en su intento por buscar el equilibrio (refrescarse) reduzca el fuego biológico o Agni. Esto trae como consecuencia una reducción de nuestra capacidad digestiva y una disminución de nuestro metabolismo. Es por esto que durante el verano podemos sentir cansancio, dificultad para desempeñar ejercicios físicos y pérdida del apetito. En un régimen de vida ayurvédico es muy importante no sólo descubrir nuestra constitución natural (Prakriti) y sus desviaciones (Vikriti) sino también buscar nuestra armonía con los ciclos del día y de la naturaleza.

Ayurveda es el código de vida que adoptamos cuando buscamos el equilibrio dinámico entre nuestro organismo y las leyes que rigen a la naturaleza ( Atributos). Recordemos que aunque en general se tiene como ley que Pitta se agrava en el verano debemos buscar siempre la observación del mundo que nos rodea, lo que quiero decir con esto es que es probable que durante la temporada de verano, exista un día Kapha, con cualidades: pesado, húmedo, frío, por ejemplo. Y también puede que tengamos en esta época del año algún día Vata con cualidades: seco, ligero y frío. En un régimen de vida ayurvédico hace falta observar la naturaleza que nos rodea y el estado en el que nos encontramos nosotros mismos. ¿…Y no fue así como los sabios Rishis del Himalaya nos han ofrecido el regalo de su sabiduría a través del Ayurveda? Pues sí, justamente ha sido gracias a la percepción directa de la realidad. Por lo tanto, debemos estar atentos (conscientes y presentes) A los cambios que ocurren en nosotros y en la naturaleza, evitando establecer parámetros fijos.

Ahora que comienza el verano quiero compartir con vosotros algunos consejos prácticos y generales, según el Ayurveda, que les permitan adaptarse a los cambios que suceden en nuestro medio ambiente durante el verano:

  • Busca que en tus alimentos haya predominio de sabores dulces, amargos y astringentes y evita aquellos que son picantes, salados y ácidos.
  • Cocina con especias refrescantes como: hinojo, albahaca, menta, perejil, hierbabuena y cilantro.
  • Si eres de constitución dominante Pitta, evita alimentos cocinados. Si eres de constitución predominantemente Vata o Kapha, observa en qué estado se encuentra tu agni (fuego digestivo), si eres capaz de digerir comidas crudas, adelante, pero si sientes que tú digestión es pesada entonces busca alimentos cocinados, pero no calientes.
  • Recuerda que es importante no comer cuando no tengas hambre, y esto es aún más importancia durante el verano que Agni se encuentra reducido.
  • Cocina con aceite de coco o girasol, que son más refrescantes para el organismo.
  • Cuida estar bien hidratado, pero no con bebidas heladas ( Consejos para beber agua según el Ayurveda )
  • Puedes disfrutar de una pequeña siesta durante el día.
  • Hazte un auto- masaje matinal con aceite de coco o de girasol.
  • Lávate los pies con agua fresca todas las noches antes de dormir. Esto refresca y calma al dosha Pitta.
  • En tu ropa usa tejidos ligeros (algodón, lino) y colores claros como el blanco, azul, lavanda y verde para fomentar un efecto calmante.
  • Para el ejercicio físico en verano, la premisa es no agotarse. Nadar es muy recomendable en esta época del año. En yoga, haz asanas restaurativas, como viparita karani y practica el Chandra Namaskar. Evita sirsasana, y todas aquellas asanas que aumenten el principio solar en tu cuerpo físico.
  • Pranayama: Shitali, Shitkari, Chandra bhedana (respiración lunar o por la fosa nasal izquierda)
  • Meditación: Nidra Yoga.
  • Mantras bija: OM (éter), YAM (aire), VAM (agua) y LAM (tierra)
  • Cuida tus emociones. Cuando Pitta se incrementa aumentará en nosotros la irritabilidad, la impaciencia, los celos, la envidia, los juicios y la ira.

“En verano, los rayos del sol se convierten en poderosos; día tras día y parecen destructivos para todas las cosas; kapha disminuye día a día y vata aumenta en consecuencia.” Ashtanga Hrydaya Sutrasthana 03:26 – 27

 

 

Anuncios

2 comentarios en “Consejos prácticos para un verano ayurvédico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s